Agrupación de padres de niños con síndrome de Down organizó Gala Folclórica

“Apatud” es el nombre de la Agrupación Cultural de Padres y Tutores de Niños con Síndrome de Down y que, como ya es tradición, organizó una Gala Folclórica destinada a este grupo de niños. Fue en 2010 cuando Apatud se creó en Coronel y actualmente cuenta con 28 socias y sus hijos, quienes tienen entre 3 y 38 años, pues no existe restricción de edad para ser integrados en la agrupación. 

Luz Poblete, presidenta de Apatud, inició este proyecto tras ser testigo de la discriminación y falta de inclusión que vivió su hija, y de otros casos similares. Desde su creación, la agrupación ha realizado diversas actividades y han postulado a proyectos culturales FNDR del Gobierno Regional. En 2013 crearon un grupo folclórico, con el que han visitado distintas comunas de la región.

La actividad se llevó a cabo en el Aula Magna, respetando todas las medidas sanitarias, incluida la exigencia del portar con el Pase de Movilidad a los asistentes. En la oportunidad, deleitaron al público con bailes como la polka, guaracha, repicado y cueca. 

Residente de la Fundación Ciudad del Niño obtuvo puntaje nacional en PTU

Matías Muñoz, es un joven que ha vivido por 12 años en la Fundación Ciudad del Niño y quien obtuvo puntaje nacional en la prueba de matemática en la Prueba de Transición, permitiéndole estudiar Medicina. 

“Me esforcé bastante, estudié, pero siempre está ese espacio de incertidumbre que no puede ser tapado con nada. Estuve bastante nervioso antes de los resultados”, comentó en una primera instancia. 

El joven fue recibido con globos y un desayuno en la Seremi de Educación. La Delegada Episcopal para la Educación y la Cultura, Adriana Fernández, quien asistió en representación del Arzobispado de la Santísima Concepción, manifestó que es una “tremenda alegría” que Matías “haya tenido la oportunidad de estudiar y con su esfuerzo lograr este puntaje nacional para lograr sus metas”. 

Fernández agregó que “creo que para el Arzobispado y para la Fundación Ciudad del Niño, tener la oportunidad de poder acompañarlo en este proceso, en este camino que él ha hecho, también es una bendición del Señor”, agregó y expresó su alegría no sólo por el logro de Matías, sino “por la motivación que él puede ser para otros jóvenes”.

Voluntarios en pandemia

Alumnos de la sede Concepción están participando en el voluntariado Sonríe UDD en la comuna de Hualqui, donde están realizando prestaciones de salud, además de trabajos de reparación en la Escuela Agroecológica La Calle. 

“Después de dos años logramos llevar a nuestros alumnos a terreno, cumpliendo un riguroso protocolo para evitar contagios. Ponemos al servicio de la comunidad todas esas competencias técnicas que han adquirido nuestros estudiantes. Hemos atendido a 214 pacientes con realización de 1600 prestaciones. Se hacen controles de signos vitales, electrocardiogramas, medición de colesterol, trabajos musculoesquelético y detartraje, rehabilitación oral en niños y adultos, además de reparación de prótesis”, explicó Ignacio Ternicier, jefe de Liderazgo e Impacto Social Vive UDD. 

Por su parte, la UCSC se desplegó hasta el sector de Rafael de la comuna de Tomé donde se trabajó con personas de todas las edades en actividades enfocadas en la formación espiritual de los misioneros y de la comunidad.