Temas que requieren reflexión


Tan concentrados todos los estamentos de la sociedad -y con justa razón- que podemos caer en la tentación de dejar de lados algunos problemas sociales que aquejan a la sociedad. 

DIÁLOGO, preocupado de lo que va aconteciendo en la región, el país y el mundo, asume lo dicho por el Papa Francisco de manera repetida: “el todo es más que las partes”. Así en este número de DIÁLOGO vamos a abordar temas como la obesidad infantil, el drama de los jóvenes y adultos jóvenes que no estudian ni trabajan, el duelo de las familias cuando sus bebés mueren antes o después de nacer, así como una reflexión en torno a la necesidad imperiosa de darle a los pueblos originarios un reconocimiento constitucional. 

Estos temas son de larga data, ya hace años que se veían visualizando, pero claro está hoy con la pandemia del coronavirus, estos se ven agravados, pero lamentablemente poco visibles. 

En esta edición vamos a abordar temas como la obesidad infantil, el drama de los jóvenes y adultos jóvenes que no estudian ni trabajan, el duelo de las familias cuando sus bebés mueren antes o después de nacer, así como una reflexión en torno a la necesidad imperiosa de darle a los pueblos originarios un reconocimiento constitucional

Una reflexión serena de ellos, sin duda que nos pareció necesaria, porque son todos temas que marcan de manera silenciosa pero real la dinámica que va tomando el país en el mediano y largo plazo. 

DIÁLOGO, así contribuye a potenciar la razón humana como una de las alas privilegiadas con la cuenta el ser humano -junto a la fe- para debatir, conversar, formarse una opinión fundada y generar espacios de reflexión. 

Espero que alimente su espíritu con este esfuerzo editorial que realizamos mes a mes convencidos que es un camino que contribuye a la paz social y a la fraternidad, porque tiene al centro al ser humano y su dignidad.